SANTIAGO RECICLA Por una Región Más Limpia y Sustentable

25 Veces Compartido

El municipio de El Monte, entre sus acciones de gestión de residuos, incluyó a recicladores de base, quienes además de realizar su trabajo en el punto limpio, también recolectaron residuos en algunos puntos estratégicos del sector, como por ejemplo los barrios comerciales.

Hoy cada habitante de Santiago genera más de un kilo diario de residuos, y menos de un 10% de ellos se envía a reciclaje, lo que sin duda complica a las municipalidades encargadas de gestionar los residuos de las ciudades para minimizar sus impactos ambientales, económicos y sanitarios.

Para prevenir la generación de los residuos sólidos e incentivar su valorización, desde el año 2017 la Región Metropolitana cuenta con una “Estrategia Regional de Residuos Sólidos”, iniciativa que se enmarca en la “Política Nacional de Residuos” y que es impulsada por el Ministerio del Medio Ambiente (MMA).

En este contexto la “Estrategia Regional de Residuos Sólidos” ha trabajado con los municipios de la RM apoyándolos y orientándolos en su gestión de residuos, a través del Programa Santiago Recicla, instancia que promueve a nivel regional un trabajo integral y articulado en el proceso de manejo de residuos y disposición final con los diversos actores relevantes vinculados.

Considerando que la experiencia acumulada de los municipios resulta fundamental para la implementación de las acciones que el Programa Santiago Recicla contempla, se realizó la selección de 10 de los 52 municipios de la RM, cuyas iniciativas tuvieran una trayectoria, resultados e impactos sostenibles en el tiempo. Además que la gestión de residuos estuviera marcada por dos líneas relevantes en su quehacer: a) Una visión medioambiental y voluntad política, y b) Educación, Participación Ciudadana e Inclusión.

Las experiencias de estos 10 municipios se plasmó en un documento de trabajo que será difundido entre los distintos municipios. Al respecto el Seremi (s) del Medio Ambiente RM, Juan Fernández, afirma: “Lo que buscamos con este libro es entregar una herramienta que les permita a los municipios tomar las mejores decisiones al momento de gestionar sus residuos. Las experiencias relatadas evidencian que hay que fomentar la responsabilidad compartida en la gestión de los residuos e impulsar la participación ciudadana para su valorización. Esto significa además que hay que promover la modificación de ciertos comportamientos y hábitos de consumo de la población“, expresó.

Una de estas experiencias es la de la comuna de El Monte. Con una población de 35 mil habitantes aproximadamente, su plan piloto de reciclaje contempló el retiro selectivo casa a casa en cuatro villas, que suman alrededor de 300 viviendas (Villa O’Higgins, Doña Javiera, Don Ignacio, José Miguel); también incluyó la instalación de contenedores para plásticos PET (puntos verdes), con 45 puntos habilitados en juntas de vecinos, vía pública y clubes deportivos. Además, la comuna cuenta con un “galpón centro de acopio municipal”, con cinta transportadora para clasificación de material, en donde trabajan recicladores de base contratados por el municipio.

Uno de los factores que destacan a la municipalidad de El Monte es que han involucrado de forma transversal a la comunidad; por ejemplo con la instalación de puntos verdes en sedes y clubes deportivos, los que han servido para generar espacios de educación ambiental que no existían en la comuna. A esto se suman los operativos de residuos voluminosos domiciliarios clasificados, que se realizan todos los sábados de marzo a diciembre en distintas juntas vecinales. A fines de 2017 se completaron cerca de 200 operativos; instancias en las que también se realizaron acciones para educar a los vecinos en la protección del medio ambiente y la importancia de la separación de origen, como una acción de fomento al reciclaje.

Otro de los aspectos a relevar y que es el sello distintivo de la comuna es la incorporación de los recicladores de base al sistema. Al principio estuvieron a cargo de la administración del punto limpio/centro de acopio, pero la estrategia fue cambiando a una gestión compartida con el municipio para mejorar la operación y rentabilidad del negocio. El apoyo municipal resultó clave para la cooperación y formalización del trabajo de los recicladores, que hoy están a cargo de la gestión del punto limpio y gracias a esto desde marzo del año 2018 son funcionarios de la Unidad de Gestión de Residuos y Reciclaje del municipio.

Cifras año 2017:

Población beneficiada: 1.200 personas
Cantidad de residuos generados en la comuna al año: 11.500 toneladas
Cantidad de residuos recuperados en el año: 158 toneladas
Porcentaje de residuos recuperados para valorización: 1,39%

Leer: Libro “Diez experiencias municipales exitosas de la RM

Noticias

Entérate de todas las novedades, actividades y programas que se están lanzando en tu comuna y en toda la Región Metropolitana. ¡Sé parte de la red de reciclaje y todas sus iniciativas!
MÁS NOTICIAS